¿Cuántas veces has leído tu currículum?

Ya seas primerizo a la hora de hacer tu CV o tengas más experiencia a la hora de elaborar tu curriculum, hay  errores que puedes cometer a la hora de ponerte en la tarea de crear un nuevo CV, sobre todo si no le dedicas el tiempo necesario a leerlo detenidamente y varias veces.Vale, sabes leer y entiendes todo con solo una lectura, pero hay que tener más cuidado todavíacuando leemos algo que nos es familiar, pues ante un descuido o una letra faltante la completamos en nuestra mente casi sin darnos cuenta.

No importa que empieces de cero con un folio en blanco o que utilices una plantilla de esas que circulan por Internet. Aunque la realidad es que hay más riesgos si se usan plantillas. ¿Por qué? Muy sencillo, uno suele limitarse a rellenar los campos que ofrece la plantilla sin pensar si se está dejando alguna información relevante o no.
Independientemente de lo que utilices para redactar tu curriculum, hay ciertos datos que debes comprobar que están en el mismo:
1. Datos personales: nombre, dirección, fecha de nacimiento o edad…
Es importante valorar si debes incluirlos o no en su totalidad, hay personas a las que no les interesa poner su nombre completo como mencioné en el artículo “¿De verdad no quieres que te pregunten?
Hay algo dentro de los datos personales que puede omitirse pero siendo conscientes de que el seleccionador lo puede averiguar o preguntar si es importante para la empresa, se trata de la edad o fecha de nacimiento.
La dirección, ya sea la habitual o la temporal debes decidir y valorar qué dirección te conviene indicar en tu CV.
2. Datos de contacto: email, teléfono, Skype…
No es la primera vez ni la última, que recibo un CV con el teléfono mal o un email al que le falta algunos caracteres. Leer estos datos no sirve, hay que casi deletrearlos para confirmar que están correctos.
El perfil de Skype es útil sobre todo en las personas que buscan trabajo en otros países. Ahora bien, antes de añadirlos, valora que imagen transmiten pues el email que utilices importa.
Si deseas añadir un teléfono fijo en tu curriculum para que puedan coger por ti el recado en caso de estar trabajando u ocupado, quizá te interese leer antes estas recomendaciones.
3. Experiencia profesional: nombre de empresa, nombre del puesto ocupado, fecha de inicio (mes y año), fecha de fin (mes y año), tareas o funciones realizadas, número de personas a cargo, cifra de la parte del negocio que se gestiona o cifra total de la empresa…
Por supuesto, nuevamente has de valorar si te conviene añadir con detalle la fecha de inicio y fin o no. Además en según qué puestos serán relevantes el número de personas a cargo y las cifras o no.
Otro dato que puede interesarte incluir según qué casos es el sector de la empresa.
4. Formación académica: nombre del curso o título si es oficial, nombre del centro donde has realizado los estudios, fecha de inicio (mes y año) y fecha de fin (mes y año), número de horas si se trata de Másters u otras formaciones. La calificación solo si ha sido excelente.
Nuevamente, en este apartado al igual que en el anterior, son los ojos expertos los que sabrán valorar si se deben añadir todos o es conveniente eliminar alguno dependiendo del conjunto de la información del CV.
5. Idiomas: si es importante en tu puesto indica el nivel diferenciando tu dominio en tres aspectos, por escrito, hablado y comprensión. Si no crees que vayas a usarlo con poner el idioma y nivel es suficiente.
6. Informática: indica los programas que sabes utilizar, no dejes solo el Microsoft Office, y más si están relacionados con tu trabajo y los usas cada día.
7. Logros, referencias y competencias o aptitudes.
Si se debe tener cuidado con el resto de apartados o información, ahora ya entramos en arenas movedizas pues las posibilidades de arruinar el CV utilizando de forma poco profesional esta información son tremendamente elevadas.
Toda la información que menciono en este artículo lo hago para que la valores a la hora de hacer tu CV, no se te ocurra ni por un segundo usar el artículo como usarías una plantilla. Es decir, valora y piensa bien si te beneficia o perjudica cada dato.

Por más que Rita la cantaora te diga que el CV está completo con estos datos, puede suceder que en tu caso particular y único, al utilizarlos tiren tus posibilidades por tierra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario